Celda de Seguridad y Estabilización de Residuos Industriales

La celda de seguridad fue construida con mallas superpuestas, arcilla y geo membrana de alta densidad. Todos estos materiales con altos estándares de calidad y bajo impacto ambiental. El objetivo de la impermeabilización es que no exista ningún tipo de contaminación directa o lixiviado al suelo o al acuífero/aguas subterráneas.

Disponemos de la celda de seguridad con la mayor capacidad del país y altos estándares técnicos. Además, con el objetivo de recolectar posibles lixiviados, el diseño de la misma fue estructurado con un sistema de espina de pescado y cajas para almacenarlos en caso de que se generen. Finalmente, como medida adicional preventiva, tenemos chimeneas que servirían para liberar vapores naturales del proceso a la atmósfera.

La disposición de los residuos en la celda de seguridad, se da dependiendo de las características de los mismos, es decir, antes de ingresarlos, atraviesan por un proceso de estabilización química, fijación y solidificación, lo que garantiza la disminución del potencial de peligrosidad de los residuos. Una vez alcanzada la estabilidad, estos se confinan en pisos a un mismo nivel, se compacta el área donde se los ubica y se continua con los siguientes pisos de manera segura y eficiente para una correcta disposición final.

 

Residuos típicos para estabilización y disposición en celda de seguridad: Polvos de acería, material contaminado con metales pesados Plomo (Pb), Cromo (Cr), Níquel (Ni), Cobre (Cu), Cadmio (Cd), agroquímicos, mercurio metálico (Hg), resinas vinílicas, tensoactivos, cenizas de combustión, sustancias ácidas y alcalinas (básicas), pilas y baterías (Níquel (Ni) y Cadmio (Cd), reactivos químicos, blísters, material peligroso de construcción (asbesto, amianto), etc..

Celda de seguridad

¿ERES UNA EMPRESA QUÉ NECESITA ASESORÍA CON EL MANEJO DE LOS RESIDUOS PELIGROSOS?